¿Comentas?

Agradecemos los comentarios que nos hacen mejorar y aceptamos las propuestas y peticiones sobre las que te gustaría leer en este blog. ¿Colaboras?

martes, 10 de enero de 2012

Giotto (tema)

Giotto (1267-1337) es un pintor italiano del Trecento perteneciente a la escuela de Florencia. Continuando con el estilo de Cimabue, quien fue su maestro, rompe con la maniera greca, una forma o estilo de pintura caracterizado por la composición plana y por su temática y estética bizantina.
Copia de la naturaleza, con un gran dominio del dibujo y valoración de la luz en la manifestación de los colores.
Además, manifiesta una gran preocupación por el espacio, que representará a través de las figuras y de encuadramientos arquitectónicos de carácter escenográfico. Logra un tipo de perspectiva con diferentes puntos de vista.
Muchas de estas características comienzan ahora pero que tendrán su máximo exponente durante el Renacimiento italiano.
Las figuras tienen un carácter volumétrico, un canon macizo, con cierto monumentalismo, de rostros ovoides y ojos rasgados. Consigue que, a través de la expresión de las figuras, parezcan como obras vivas, muchas veces con un alto contenido dramático.
Giotto - Expulsión de los diablos de Arezzo
Giotto - Expulsión de los diablos de Arezzo
A finales del siglo XIII colabora con Cimabue en los frescos de la iglesia alta de San Francisco de Asís y pinta algunas escenas relativas a la vida del santo que ofrecen una novedosa visión: en ellas el santo es representado como un héroe y está dotado de una gran fuerza expresiva (Donación de la capa y Expulsión de los diablos de Arezzo).
Su obra maestra es la Capilla de la Arena de Padua, en la que emplea una técnica con mezcla de pintura al temple. En tres registros superpuestos realiza varias escenas del Evangelio: en la parte superior las historias de Santa Ana, San Joaquín y la Virgen María; en la parte intermedia, escenas de la vida de Jesús desde la infancia hasta la Pasión y la Muerte del Señor, la Ascensión y Pentecostés; en la inferior aparecen las alegorías de las Virtudes y los Vicios realizadas en grisalla. En esta capilla es donde el pintor expresa con más acierto las características de su pintura: el naturalismo, el espacio y la luz, la armonía cromática o la expresividad de los personajes. El espacio sigue una perspectiva lineal, y se sirve de voluminosas túnicas para representar la profundidad.
En Florencia realiza la decoración de la Capilla Bardi, en la que aborda el tema de San Francisco con una mayor abstracción. La Capilla Peruzzi se dedica a San Juan Evangelista y San Juan Bautista.
También representa temas marianos en los que realiza su propia interpretación de la Virgen entronizada de tradición bizantina pero con un gran volumen y estudio del espacio. 
Giotto se traslada a Nápoles donde realiza un tríptico para el Cardenal Stefaneschi, y de regreso a Florencia trabaja en las obras del campanile de la Catedral, que no ve concluido, pues fallece en 1337, tres años después de comenzar las obras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario