¿Comentas?

Agradecemos los comentarios que nos hacen mejorar y aceptamos las propuestas y peticiones sobre las que te gustaría leer en este blog. ¿Colaboras?

viernes, 21 de junio de 2013

Antiguo Egipto: Introducción (historia)

Aunque es cierto que su forma de vivir, su filosofía, religión, lengua y arte cambiaron con el paso del tiempo, la cultura del Antiguo Egipto mantuvo sus características generales a lo largo de su prolongada historia.
Esto se debe, en parte, a su situación geográfica privilegiada. Egipto estaba rodeado de desiertos por el este y el oeste, por el mar Mediterráneo al norte, y por la primera catarata del Nilo al sur, lo que hace que fuera una posición segura. Pero realmente no se encontraban aislados: situado en la esquina noreste de África, Egipto era centro de las rutas comerciales que iban y venían del oeste de Asia, del Mediterráneo y de África central.

La vida egipcia se centraba alrededor de su gran río, el Nilo, y por eso sus crecidas anuales (entre Julio y Octubre o Noviembre), provocadas por las fuertes lluvias monzónicas del sur, marcaban el ritmo de vida de sus habitantes. Cuando las aguas descendían, dejaban las orillas cubiertas de limo, creando unos terrenos muy propicios para la agricultura. Los antiguos egipcios creían que estas inundaciones anuales eran un regalo de los dioses y su ciclo regular hacía crecer su confianza en el ciclo divino regulado de la vida y la muerte.
[Ver también: Las estaciones del Nilo]

El reino de Egipto es el más antiguo que se conoce en África. El tiempos prehistóricos, la gente vivía en grupos separados a lo largo del Nilo. Con la unificación del Alto y Bajo Egipto y la introducción de la escritura (alrededor del 3100 a.C.) empieza la historia de Egipto como nación. Los reyes o faraones de las treinta dinastías que gobernaron Egipto reinaban por derecho divino.

Los historiadores dividen la historia del antiguo Egipto en diferentes periodos: Prehistoria (hasta el 3100 a.C.), Periodo Arcaico (3100-2650 a.C.), Imperio Antiguo (2650-2150 a.C.), Primer Periodo Intermedio (2150-2040 a.C.), Imperio Medio (2040-1640 a.C.), Segundo Periodo Intermedio (1640-1550 a.C.), Imperio Nuevo (1550-1070 a.C.), Tercer Periodo Intermedio (1070-712 a.C.), Época Tardía (712-332 a.C.) y los periodos Ptolemaico (Helenístico o griego) y Romano (332 a.C.-395 d.C.). 
Durante los llamados "periodos intermedios", Egipto se encontraba políticamente fragmentado. Después del Imperio Nuevo, las dinastías indígenas egipcias fueron debilitadas por facciones rivales del Alto y el Bajo Egipto, y Egipto sufrió diversas invasiones de pueblos extranjeros: libios, asirios, nubios y persas. En el año 332 a.C., el país fue conquistado por Alejandro Magno, a cuya muerte heredó el gobierno su general Ptolomeo y, posteriormente, sus descendientes. Durante el Periodo Ptolemáico (304-30 a.C.), Egipto entró en el mundo helenístico y posteriormente se convirtió en una provincia del Imperio Romano tras la conquista de César Augusto en el 30 a.C.

Ver también: Cronología del antiguo Egipto

No hay comentarios:

Publicar un comentario